Josep Esquirol

INICIO -> ARCHIVO -> FONDOS DE IMÁGENES -> JOSEP ESQUIROL

JOSEP ESQUIROL (1874-1931)

Nace en Barcelona en 1874. En 1898 se casó con la escalenca Francesca Alonso. Es de suponer que unos años antes ya se debía establecer l’Escala ya que su padre consta como residente. Una vez instalado en l’Escala Josep Esquirol comienza a desarrollar una notable actividad fotográfica junto a otras ocupaciones, como coleccionista de piezas de Empúries, vendedor de joyas, criador de gallos, y más tarde, proveedor de accesorios de electricidad, repuestos de la casa Ford y gasolina para los primeros coches.

La tienda estaba situada en la antigua calle Mayor, núm. 7, en la actual calle Enric Serra. El estudio de fotografía estaba en la calle de la Torre. Josep Esquirol no solo fue un retratista de estudio, sino que salió a documentar todos los acontecimientos de la vida cotidiana. Destacan entre sus numerosas fotografías las series dedicadas al ambiente marinero en el antiguo puerto de l’Escala, el inicio de las excavaciones en Empúries y la excepcional y muy conocida colección de cabezas de estudio, verdaderos retratos de creación dedicados a los viejos pescadores con caras surcadas de arrugas.

Colaboró en numerosas actividades culturales y artísticas. En 1910 lo encontramos como miembro de la delegación a l’Escala de la Junta de Museos de Barcelona, desde donde, junto con el médico local Rossend Pi, colaboraría con Josep Puig i Cadafalch en el inicio de las excavaciones oficiales e impulsaría la creación de un museo local. Participó también en la edición de la revista Costa Brava dirigida por José Ballesta Calafat, en la que también colaboró Víctor Català, Josep Puig i Cadafalch, Adrià Gual y Octavi Saltor. Josep Esquirol murió en 1931, a los 57 años.

Indiscutiblemente su mejor legado han sido las fotografías. En 1990 Luis Vilabrú y José Clos cedieron al archivo cerca de 800 negativos que habían Salvat de la destrucción unos años antes. Después, el Ayuntamiento adquiría 500 negativos a Josep Mª Cortal y 1.300 en la Fundación Miró que en 1990 organizaban la Primavera Fotográfica dedicada a Esquirol en el apartado de fotografía antigua.

Para l’Escala es un privilegio disponer de este fondo formado por más de 3.000 negativos de alta calidad depositados en la AHE